El Revolucionario

Portada > Rusia > Estados Unidos continua con los preparativos de su escudo antimisiles

¿Choque de plataformas?

Estados Unidos continua con los preparativos de su escudo antimisiles

De poco o nada parece haber servido el encuentro entre Medvedev y Bush en la cumbre del G8 celebrada la pasada semana

Miércoles 16 de julio de 2008, por ER. San Petersburgo

De poco o nada parece haber servido el encuentro entre Medvedev y Bush en la cumbre del G8 celebrada la pasada semana. Un día después, Condoleezza Rice firmaba con el presidente checo el acuerdo que permite la instalación de una estación de radar en el país centroeuropeo

Aún se necesita la ratificación del Parlamento checo, pero ésta se producirá casi con total probabilidad en otoño. Los rusos siguen sin tragarse el argumento de la amenaza iraní como excusa para el escudo. Sin embargo, la respuesta ha sido moderada en la forma. El encargado de amenazar al Imperio Americano y a sus acólitos europeos no ha sido ni Medvedev, ni Putin, ni ningún ministro. La responsabilidad recayó sobre el jefe de la sección de tratados internacionales del Ministerio de Defensa, el general Evgeni Buzhinski. Que sea un personaje de segunda fila el que de la cara, pone de manifiesto que los dirigentes rusos no quieren tensar, por ahora, demasiado la cuerda. A las declaraciones de Buzhinski contestó Geoff Morell, secretario de prensa del Pentágono: «Sólo puedo entender que la retórica belicista de Rusia está encaminada a poner nerviosos a los europeos que quieren participar en el escudo de defensa, pero no funcionará» Para Morell la misión del escudo es «proteger Europa de los mísiles iraníes y no serían rival para el enorme arsenal de Rusia»

El hecho es que Estados Unidos prosigue con su penetración paulatina en la plataforma eslava. Con la caída del Muro del Berlín y el colapso de la URSS, la nueva Rusia perdió su ascendencia sobre gran parte de Europa central y del este. Los países ex-comunistas han terminado bajo la égida económica germana (camuflada de Unión Europea), y bajo el control militar americano por medio de su filial OTAN. Y a Rusia solo le queda tratar de influir abriendo y cerrando el grifo del gas.

¿Pero está realmente en peligro la eutaxia de Rusia? Sí, y quizás más que en cualquier momento de la Guerra Fría. Es cierto que el interceptador en Polonia no podría repeler un ataque nuclear ruso masivo. Pero en caso de un golpe demoledor de EE.UU. que acabará con la mayoría de las armas estratégicas rusas, el escudo si podría ser efectivo ante una réplica a menor escala. En toda la Guerra Fría ninguna de las dos superpotencias tuvo capacidad para aniquilar el potencial nuclear de su rival sin arriesgarse a represalias. Tanto soviéticos como americanos sabían que aunque asestaran un primer golpe, el enemigo conservaría fuerzas suficientes para responder con contundencia. Los dos se exponían a la Destrucción Total Asegurada. Con la instalación del escudo en Europa, el Imperio Americano quiere obtener la hegemonía militar total, también en el terreno nuclear.

¿Hasta dónde está dispuesta, o hasta dónde puede llegar Rusia para defenderse? La lucha puede ser más encarnizada en Ucrania y Georgia, que en Polonia y Chequia. El margen de maniobra para influir sobre Estados Unidos no es muy grande. Si el Imperio completa sus planes, habrá protestas diplomáticas, amenazas y acaso un rediseño de la política defensiva. Probablemente Rusia colocaría más cohetes en el extremo oriente o daría más peso a sus submarinos. Respecto al otro gran campo de batalla, la ampliación de la OTAN a Ucrania y Georgia, ya es harina de otro costal. En este caso, Rusia si tiene una capacidad de injerencia notable. Desde un punto de vista económico las dos repúblicas siguen siendo muy dependientes. Tanto en su comercio como en sus fuentes de aprovisionamiento energético están atadas a Rusia. Además el presidente ucraniano Yushchenko y su homólogo georgiano Saakashvili, saben que los conflictos secesionistas en Osetia, Abjasia o Crimea pueden calentarse si Rusia lo desea.


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando