El Revolucionario

Portada > América > Ecuador > Duelo nacional por la accidental muerte de Guadalupe Larriva

Fallece la ministra de defensa de Ecuador

Duelo nacional por la accidental muerte de Guadalupe Larriva

Tras el accidente aéreo acaecido en Manta

Sábado 27 de enero de 2007, por ER. Quito

Correa anuncia que la sucesora de Larriva será otra mujer

La consternación se ha apoderado de la atmósfera política ecuatoriana. Todo el país se ha conmovido tras el trágico accidente aéreo que ha dejado siete cadáveres por saldo, entre ellos el de la Ministra de Defensa, Guadalupe Larriva, primera mujer que ocupaba este cargo en la historia de Ecuador. Las circunstancias de este suceso, se intentarán esclarecer por medio de una comisión de investigación que ya se va perfilando, y en la que habrá integrantes franceses y chilenos.

Al funeral de la Ministra y de su hija (la madre estrenaba su cargo de ministra, y la hija la novedad de jugar a montar en un helicóptero), también fallecida en el choque de los helicópteros militares, asistió el presidente Rafael Correa. La ceremonia religiosa, celebrada en Cuenca con todos los honores, precedió a un discurso del Presidente.

Durante su intervención, que finalizó con los, al parecer, ya inevitables «venceremos» y «hasta la victoria siempre», Correa aseguró que la sucesora de Larriva sería asimismo otra mujer.

Este dato no es anecdótico, pues Correa, durante su campaña electoral, ya había adelantado su intención de formar un gobierno «de paridad» entre ambos sexos. Esta medida, que parece seguir los pasos del actual gobierno de España, nos parece una evidente muestra de sexismo, y la decisión de que el único requisito que se conoce de la sucesora de Larriva, sea precisamente ese, su condición de mujer, no hace sino reafirmar tal sospecha.

Creemos, por tanto, que si Correa se contagia del Pensamiento Alicia del que hacen gala los gobernantes españoles, su política, autodefinida como revolucionaria, se convertirá en simple humo. Y algunos síntomas de este contagio, parecen haberse manifestado en ciertos actos del Presidente: la caótica mezcla de ritos que envolvieron su toma de posesión, parece mostrar una visión relativista que podría tener el la absurda Alianza de Civilizaciones, un posible referente.

Por el bien de Ecuador es de esperar que Correa no entre en esta dinámica delirante en la que la realidad y los deseos se mezclan infantilmente para ahuyentar al racionalismo y realismo exigibles a todo dirigente político.


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando