El Revolucionario

Portada > América > Venezuela > Guerra secreta en Venezuela

Un intento más de EEUU para derribar el régimen bolivariano

Guerra secreta en Venezuela

China toma posición al respecto: llama a la concordia

Martes 18 de febrero de 2014, por ER. Caracas


Aprovechándose de la ignorancia funcional reinante en las sociedades con democracia capitalista de consumidores satisfechos (no dejan de circular por las redes sociales los videos e imágenes ingenuas con los que se trata de explicar lo que “verdaderamente está ocurriendo” con la “represión” del gobierno de Maduro contra la “sociedad civil” opositora en Venezuela, siendo muchos los escandalizados por el bloqueo de su juguete preferido: Twitter), los servicios secretos de potencias interesadas y medios internacionales siguen con la puesta en operación de la campaña de desestabilización como otro capítulo más de la guerra de baja intensidad para derribar el régimen bolivariano en Venezuela, que en cada ronda electoral, por otro lado, no deja de reafirmar su soporte popular en una nueva fase de rearticulación de su base orgánica, teniendo como timonel a un civil de extracción sindical con otro perfil y capacidades con relación a Chávez, Nicolás Maduro, y a un militar como pivote de poder dentro del Estado y el Congreso Nacional, Diosdado Cabello.

La muerte del comandante Hugo Chávez abrió la posibilidad para la modificación de esta ecuación, habiendo sido clave la decisión que tomó al no señalar como su sucesor a otro militar, Cabello, sino a Maduro, modificando –como decimos-, y no sin producir con ello una tensión interna de la que podría derivarse una futura lucha de tendencias, la matriz de composición militar con la que logró estabilizarse la revolución bolivariana en una apuesta estratégica cuyos riesgos eran y son, sin duda, evidentes.

JPG - 203 KB
La oposición.

La metodología de golpe de Estado no es nueva ni mucho menos. Por un lado, lo que primero surge es el expediente de Chile del 73, para lo cual no deja de ser un documento de inestimable valor analítico y vigencia La batalla de Chile de Patricio Guzmán. Es imprescindible verlo para entender lo que ocurre hoy en Venezuela, pues la estrategia es prácticamente la misma: lucha parlamentaria, sabotaje económico, instrumentalización de las universidades, “organización” de la sociedad civil, y golpe de Estado militar como último recurso. La diferencia fundamental, he aquí la clave de la cuestión, es precisamente la composición castrense del núcleo duro de la revolución, que logró resistir o remontar las ofensivas golpistas tanto económico-empresariales como de ciertos sectores de las fuerzas armadas. El comandante Hugo Chávez y su Estado Mayor fue el fulcro de esa estructura política revolucionaria, y en ello radicó la clave de su duración. Pero Maduro no tiene la misma influencia en el Ejército, o por lo menos no la tiene en la misma proporción que Diosdado Cabello. La ecuación es distinta, en efecto.

Pero vale la pena recordar también que, durante la Guerra Fría, los servicios secretos británicos (M16), la OTAN y la CIA organizaron lo que luego Giulio Andreotti hizo público para escándalo de demócratas: la Operación Gladio, tal como se le conoció en Italia. En el escenario de contención ante una eventual invasión de tropas soviéticas por toda Europa occidental, el propósito estratégico de Gladio era la conformación encubierta de grupos de choque y asalto anti-comunistas en los países del bloque atlántico, principalmente Italia, España, Portugal, Bélgica, Alemania, Grecia o Turquía. Como la eventual invasión soviética nunca tuvo lugar, esos grupos de choque terminaron por infiltrarse en la vida política “regular” de los países en cuestión, modificando solamente el enemigo y la amenaza: no era ya tanto el Ejército Rojo lo que se temía sino los correspondientes Partidos Comunistas (el italiano, el francés, el español) y todo aquél que pretendiera aliarse democráticamente con ellos, como fue el caso archisabido de Aldo Moro.

Es claro entonces -nos parece desde ER.Caracas- que la desinformación está jugando un papel de primera magnitud, sobre todo en un contexto tecnológico por entero nuevo con relación a otros momentos en la historia en donde tuvieron lugar operaciones de derrocamiento y golpe de estado.

A este respecto, Eva Golinger, abogada y periodista de origen norteamericano pero nacionalizada venezolana, ha destacado que, como en otras ocasiones, el gobierno norteamericano ha destinado alrededor de 5 millones de dólares para el financiamiento de la oposición en Venezuela para el año fiscal 2014.

JPG - 78.8 KB
El chavismo.

Según reportes de la Agencia Venezolana de Noticias (AVN), en nota del pasado 17 de febrero, “el canciller de Venezuela, Elías Jaua, mostró pruebas que señalan al Gobierno de los Estados Unidos como financista de las fuerzas de choque que desde hace semanas generan violencia en el país con el objetivo de desestabilizar y propiciar un golpe de Estado.

Al respecto –continua la nota de AVN-, Golinger, durante una entrevista en el programa Mesa Informativa, transmitido por Venezolana de Televisión, dijo que el canciller Jaua se refirió a documentos provenientes directamente del Departamento del Estado norteamericano, correspondencias y cables revelados por Wikileaks, que demuestran que no solamente se trata de una conspiración contra Venezuela sino que "realmente son hechos concretos en los que se trató de reclutar gente en Venezuela, militares y civiles, para desestabilizar".

Los correos leídos por Jaua dan cuenta de más de 100 millones de dólares enviados desde Estados Unidos a Venezuela a través de instituciones "fachada" durante los últimos tres años.

Golinger afirmó que el financiamiento data desde 2010, con una estrategia utilizada por el gobierno norteamericano en el que utiliza a las organizaciones civiles como grupos de protesta que tienen el objetivo real de destruir la Revolución Bolivariana.

"Estamos hablando de mucho dinero, de millones de dólares que vienen de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid, por sus siglas en inglés), a través de un fondo habilitado por el Congreso estadounidense que financia no solo a grupos en Venezuela sino en otras partes del mundo" (Hasta aquí la nota de AVN).

Eva Golinger es investigadora del Centro Internacional Miranda y directora general de la Fundación Centro de Estudios Estratégicos en Caracas, además de que es presentadora del programa de televisión “Detrás de la noticia”, producido y transmitido, afortunadamente, por la Agencia Rusa de Información, en su canal RT en español. Y si decimos “afortunadamente” es porque no es la reaccionaria televisión iraní en español Hispan TV la que lo produce, circunstancia que, de ser el caso, situaría inevitablemente a ER.Caracas y a El Revolucionario en el bando opuesto a Golinger en medio de este caótico escenario ideológico-político en donde la batalla de trincheras no puede ser más compleja y confusa, complejidad y confusión que hace dramáticamente necesaria la existencia de una plataforma crítica rigurosa y sistemática.

JPG - 35.7 KB
La posición china.
China es uno de los principales aliados geopolíticos de la Revolución bolivariana. Su posición ante la crisis no puede ser ignorada.

Y en el sentido de la toma de posición y de partido, la portavoz del Ministerio de Exteriores chino, Hua Chunying, afirmó en conferencia de prensa que China considera que “el Gobierno venezolano y su pueblo tienen la capacidad de gestionar adecuadamente sus asuntos internos, mantener la estabilidad nacional y promover el desarrollo social y económico”, por lo que, ante la escalada de tensión social y ante la no menos tensa expulsión de tres diplomáticos norteamericanos acusados de estar involucrados en la organización de las protestas opositoras, hace votos para que “las dos partes se adhieran a los principios de igualdad y respeto mutuo, aumenten el diálogo y mejoren sus relaciones”.

China es uno de los principales socios económicos de Venezuela, de la que compra aproximadamente 600 mil barriles diarios de petróleo.


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando