El Revolucionario

Portada > América > Cuba > El acusado del homicidio de Payá y Cepero fue suspendido de militancia en el (...)

Crisis en la oposición moderada y tolerada de Cuba

El acusado del homicidio de Payá y Cepero fue suspendido de militancia en el PP en diciembre de 2009

Desaprovechados millones de dólares que había invertido Europa de la mano del Vaticano en Cuba

Miércoles 1ro de agosto de 2012, por El Revolucionario

El gobierno de Cuba viene tolerando las actividades en territorio cubano de inofensivas organizaciones opositoras moderadas y de algunos activistas particulares, como la twitera Yoani, vinculados en todo caso a la Iglesia Católica.

Ángel Carromero Barrios, el agente español militante del Partido Popular detenido en La Habana, acusado de doble homicidio al ser el conductor del vehículo rentado en el que, tras un accidente atribuido al exceso de velocidad y otras causas murieron el pasado 22 de julio de 2012 los opositores cubanos Oswaldo Payá y Harold Cepero, dirigentes del autodenominado Movimiento Cristiano Liberación MCL, fue suspendido de militancia el lunes 14 de diciembre de 2009, «por irregularidades en su gestión», cuando era Vicesecretario General de Nuevas Generaciones y Presidente de Nuevas Generaciones en el Distrito de Salamanca (el barrio más burgués y exclusivo de Madrid). El diario digital capitalino Madrid liberal publicó entonces la siguiente noticia:

«Ángel Carromero Barrios, suspendido por irregularidades en su gestión. El hasta ahora Vicesecretario General de Nuevas Generaciones Madrid, y Presidente de Nuevas Generaciones en el Distrito de Salamanca, Ángel Carromero Barrios, ha sido suspendido de militancia por irregularidades en su gestión. El Comité Nacional de Derechos y Garantías de Nuevas Generaciones, en reunión del lunes pasado, ha suspendido de militancia a Ángel Carromero por irregularidades en su gestión. Con ello sus cargos, por ahora, quedan sin responsable. Con esto, se abre una situación difícil para el actual Comité Ejecutivo de NNGG Madrid, con su Presidente Pablo Casado ausente, ocupado como Asesor de Aznar en FAES, y con una agenda muy internacional, lo que le hace imposible dar la atención necesaria a la organización que preside. Por su cargo en FAES renunció en julio a su acta de Diputado en la Asamblea de Madrid. Sabiendo eso, y tras la suspensión de su Vicesecretario General, se suman las voces que piden un Congreso extraordinario, como salida digna al actual Presidente, y evitar así el daño que para su imagen podría suponer el establecimiento de una gestora, para sustituir el actual Comité Ejecutivo.»

Aquella noticia causó cierta conmoción entre los jóvenes derechistas madrileños hace tres años: «¡Por fin! A todo cerdo le llega su San Martín particular... Quien siembra viento recoge tempestades... Ay! Carromero que sabio refranero español contigo...», escribía José María en una carta a Madrid liberal el martes 15 de diciembre de 2009; y poco después Luis publicaba: «En Madrid ya hay 2 ángeles caídos. El del Parque del Retiro, y el de Salamanca, jajaja.»

Oposición tolerada por Cuba con auspicios del Vaticano

El gobierno de Cuba viene tolerando las actividades en territorio cubano de inofensivas organizaciones opositoras moderadas y de algunos activistas particulares, como la twitera Yoani, vinculados en todo caso a la Iglesia Católica.

Se trata de una prudente estrategia del Partido Comunista de Cuba destinada a frenar el activismo de organizaciones paramilitares y de sectas protestantes fundamentalistas financiadas desde los Estados Unidos del Norte de América, mucho más difíciles de controlar y potencialmente disolventes para la eutaxia cubana.

Esta estrategia de afianzar las relaciones entre el Partido Comunista de Cuba y el Gobierno revolucionario cubano con la Iglesia Católica, que dirige el Papa desde el Vaticano, se consolidó ya en 1998, cuando el papa Juan Pablo II fue recibido oficialmente y con cariño en Cuba por el comandante Fidel Castro Ruz, y reiterada el pasado mes de marzo de 2012 cuando el nuevo papa Benedicto XVI fue recibido oficialmente y con cariño en Cuba por el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, general Raúl Castro Ruz. También en 2012 dialogó amigablemente en La Habana el comandante Fidel Castro Ruz con el papa sucesor del que había visitado Cuba por vez primera en 1998.

La principal de las organizaciones opositoras moderadas tuteladas por la Iglesia Católica es el autodenominado Movimiento Cristiano Liberación, que dirigía el difunto Oswaldo Payá. El aparato de propaganda internacional del MCL cubano se sitúa en Madrid, dirigido por Carlos Alberto Payá, hermano del fallecido Oswaldo Payá, quien desde 2006 mantiene desde la capital de España el sitio oswaldopaya.org

Los servicios de la familia Payá respecto de Cuba son entendidos por la Iglesia Católica y por las organizaciones políticas demócrata cristiano católicas que la mantienen, como esenciales para disponer de una plataforma operativa en el presente cubano.

Tienen como referencia reciente la rentabilidad que el auspicio de la organización polaca Solidaridad, impulsada por ellos en septiembre de 1980, tuvo en el proceso que culminó con el desmoronamiento de la Unión Soviética (reinando precisamente el papa polaco Wojtyla). Los agentes activistas y tantos periodistas y medios de comunicación no siempre son conscientes de estas estrategias globales, y se pierden en cuestiones de detalle. No deja de ser significativo, en este contexto, que el otrora adalid de Solidaridad, Lech Walesa (compensado en 1983 con el Premio Nobel de la Paz, que otorga el Comité Nobel del Parlamento Noruego y se entrega en Oslo), apartado hace años de la organización de la que él fue cabeza visible, mantuviese buenas relaciones con el MCL, como lo prueba la carta que el 31 de julio de 2012 dirigió a la viuda de Oswaldo Payá:

Lech Wałęsa. Gdańsk, 31 de Julio del 2012.

Señora Ofelia Acevedo, Movimiento Cristiano Liberacion, La Habana, Cuba

Estimada Señora: Otra vez más le ruego acepte mis condolencias con motivo de la muerte repentina de Oswaldo. Ante la tragedia, siento que todos los que hemos sido conmovidos, somos una familia: nos une la fe en las ideas y valores, cuyo propagador fue Oswaldo; nos une la preocupación por la obra creada por él; nos une también la esperanza sobre que la nueva Cuba, por la cual estuvo luchando Oswaldo, finalmente va a ser una realidad.

Algunos sectores norteamericanos cercanos al catolicismo, como los representados por el antiguo presidente Jimmy Carter, miembro de la Convención Bautista del Sur (a la que también pertenecía el presidenciable Newt Gingrich, antes de su conversión al catolicismo), no quieren perder protagonismo ante el activismo socialdemócrata católico europeo en Cuba. Así, el 30 de julio de 2012, se dio a conocer este comunicado del Centro Carter:

«El Centro Carter comparte su profunda tristeza por el inesperado fallecimiento de Oswaldo Payá Sardiñas, insigne defensor de las libertades fundamentales y los derechos humanos de todas y todos los ciudadanos de su amada Cuba, a quien conocimos durante las visitas del ex Presidente de los Estados Unidos Jimmy Carter a la isla.

En homenaje a su vida hoy recordamos las palabras del Presidente Carter cuando apoyó la nominación de Payá al premio Príncipe de Asturias a la Concordia en 2003: “Oswaldo Payá es un hombre de valor que procura que la voz de todos los y las ciudadanas cubanas sea incorporada en el futuro de su país… Su liderazgo al frente del Proyecto Varela y su compromiso cristiano con los derechos humanos merecen el reconocimiento internacional.”

El Centro Carter expresa sus condolencias a su esposa Ofelia Acevedo Maura y a quienes siempre le acompañaron en su campaña por la libertad, la tolerancia y la promoción de los derechos ciudadanos en Cuba. El Centro también extiende sus condolencias a familiares y amigos de Harold Cepero, quien también perdiera la vida en el accidente.»

La torpeza de los agentes europeos enviados en el verano de 2012 para fortalecer los lazos con el MCL, el español Carromero y el sueco Modig (representante oficial de la organización demócrata cristiana sueca KDU), ha significado un duro revés para los intereses socialdemócratas y democristianos europeos en Cuba, al dejar descabezada la organización en la que se habían invertido millones de dólares.

El gobierno de Cuba ha preferido ignorar el activismo político contrarrevolucionario del agente sueco Modig, y no ha puesto inconvenientes a su rápido retorno a Estocolmo. Al fin y al cabo son aliados objetivos frente a terceros enemigos más peligrosos.

Pero, como es natural, y a pesar de que las familias de Oswaldo Payá y de Harold Cepero han anunciado que no presentarán acusación particular contra el chofer español del vehículo accidentado, el agente español Carromero deberá depurar las responsabilidades que por sus actos le corresponden ante las leyes de tránsito cubanas. Acusado de doble homicidio, y en función de las circunstancias atenuantes o agravantes que pudieran concitarse, podría ser condenado a una pena de prisión de entre uno y quince años, si no se le tienen en cuenta sus actividades de auspicio a elementos contrarrevolucionarios.

De cualquier modo, juzgado que sea el agente Carromero, podrá cumplir su pena en España, en condiciones de privilegio absoluto, gracias a los tratados penitenciarios entre ambas Naciones. Si es que antes no se ajusta un arreglo entre el gobierno de Madrid y el gobierno de La Habana, que al fin y al cabo ambos lamentan la desaparición de Payá y de Cepero, que les obliga a reconstruir la oposición moderada y tolerada.

Delicada situación del PP ante la herencia recibida del PSOE de 600 opositores cubanos asentados en España

El Partido Popular, que gobierna actualmente con mayoría absoluta en España, mantiene una discreta prudencia ante la incomoda situación en la que le ha situado un gris y discutido militante de segunda fila, al que dejaron hacer en unas actividades por las que tampoco muestra especial interés, sobre todo tras la incómoda situación heredada por el gobierno de Rajoy del gobierno de Zapatero, en lo que se refiere a la oposición cubana.

En 2010 el entonces presidente español, el socialdemócrata Zapatero (Secretario General del PSOE, 2000-2012), apoyó entusiasta el compromiso del gobierno cubano de Raúl Castro, auspiciado por la Iglesia Católica, de facilitar la puesta en libertad y posterior exilio de 52 opositores cubanos del Grupo de los 75, condenados en 2003 por conspirar con fines subversivos contra la estabilidad de Cuba con la ayuda de los Estados Unidos.

A España, de la mano del PSOE, llegaron en pocos meses centenas de exilados cubanos, decenas de disidentes excarcelados, sus familiares y allegados: más de 750 personas a las que las autoridades cubanas facilitaron con beneplácito la salida de la isla, al verse así liberadas de golpe de cientos de disidentes inofensivos pero molestos.

El gobierno socialdemócrata español de Zapatero mantuvo subvencionados en inmejorables condiciones durante un año a esos cubanos, mientras lograban integrarse en España. Pero, como era de esperar, la inmensa mayoría de esos elementos disidentes calculaban mantenerse de forma indefinida como subsidiados, y al ir cesando las ayudas muchos se sintieron desamparados y engañados, pues sus condiciones de vida en España no son relativamente mejores de las que mantenían en Cuba. ¡Pobre víctimas de la ideología de la libertad!

Poco más de cien lograron viajar y establecerse en los Estados Unidos del Norte de América, y el resto no cesan de reclamar en España por supuestos derechos que se creen les amparan, dependientes para subsistir de organizaciones como Cruz Roja Española (CRE), Asociación Comisión Católica Española de Migraciones (ACCEM) y Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR).

El gobierno del Partido Popular de Rajoy ha tenido que presupuestar el pago de varios millones de dólares a estas organizaciones, para que puedan mantener a los 600 disidentes cubanos que permanecen todavía en España desde que llegaron en 2010.

La verdad y la razón

Editorial publicado por el diario Granma, Órgano Oficial del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, La Habana, 31 de julio de 2012:

Desde el pasado 22 de julio, se han publicado más de 900 informaciones de prensa y 120 mil mensajes en las redes informáticas sobre el lamentable accidente de tránsito ocurrido esa tarde en que fallecieron dos ciudadanos cubanos y resultaron lesionados un español y un sueco. Solo los más vociferantes de la mafia anexionista de Miami acusaron a Cuba de haber realizado un asesinato político.

El candidato republicano en Estados Unidos, el Departamento de Estado y, curiosamente, el vocero de la Presidencia de Chile estuvieron entre el puñado de calumniadores que pidieron "una investigación transparente". La Nota Informativa del Ministerio del Interior, publicada el pasado viernes 27, cerró el paso a la infame insinuación, con testimonios irrefutables de peritos y testigos presenciales, incluidos los dos extranjeros participantes en el trágico suceso.

Es conocida la historia inmaculada de una Revolución que triunfó y ha sido defendida durante medio siglo sin una sola ejecución extrajudicial, sin un desaparecido, un torturado, un secuestrado, un solo acto terrorista.

No es Cuba, sino Estados Unidos, quien ostenta un vergonzoso récord en materia de asesinatos políticos y ejecuciones extrajudiciales, incluso con aviones no tripulados; de secuestros, torturas en campos de concentración como el de la ilegal Base Naval de Guantánamo y en las cárceles, aplicación arbitraria y racista de la pena de muerte, y crímenes contra civiles inocentes en Iraq, Afganistán, Paquistán y otras naciones. Todos conocen también la participación de algunos de los aliados europeos de la OTAN en esos actos, en particular los secuestros de ciudadanos de otros Estados, los vuelos secretos de la CIA, las cárceles clandestinas en Europa y la intervención de su personal en las torturas. Por su parte, el monopolio financiero-mediático, que tradicionalmente difama a Cuba, se concentró en enaltecer a los supuestos "luchadores por la libertad" sin respetar límites éticos ni la muerte de seres humanos, lamentable en cualquier circunstancia.

No se puede tapar el sol con un dedo: pese a la censura y la manipulación, es bien sabido que, en nuestra tierra, la contrarrevolución siempre ha sido y es mercenaria. Son vulgares agentes que el gobierno de los Estados Unidos y sus aliados pagan, abastecen e instruyen. Traicionan a su Patria por unas monedas.

Algunos de ellos, sin mínima decencia, armaron un macabro espectáculo para la prensa extranjera que detuvo, en plena calle, el cortejo fúnebre de uno de los fallecidos en el accidente. La rápida y enérgica respuesta del pueblo obligó a la Policía Nacional Revolucionaria a extraerlos del lugar. Generosamente, no se les instruyeron cargos y regresaron a sus casas pocas horas después.

Pero lo más interesante de la desproporcionada cobertura de prensa internacional a los hechos acaecidos, es que pocos se preguntan qué hacían en nuestra isla los dos políticos europeos lesionados. El conductor del automóvil era Ángel Carromero Barrios, no precisamente un turista español como los miles que disfrutan de sincera y cálida hospitalidad en nuestro país. Ahora se sabe que es el Vicesecretario General de Nuevas Generaciones, sector juvenil del Partido Popular de España, cercano a los connotados anticubanos José María Aznar, expresidente del gobierno, y Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid.

El otro pasajero era Jens Aron Modig, líder del Partido Demócrata Cristiano Sueco, émulo del ultraconservador "Tea Party" norteamericano, y presidente de su Liga Juvenil, con nexos, entre otras organizaciones anticubanas, con el Instituto Republicano Internacional (IRI) y vinculado a quienes en la derecha nórdica más nos hostigan.

Entraron a nuestro territorio el 19 de julio, con Visas de Turista, y disimuladamente, en violación de su estatus migratorio, se involucraron en actividades netamente políticas contra el orden constitucional. No lo hicieron por su iniciativa, sino como parte de una operación organizada por Anikka Rigo, jefa de la Sección de Relaciones Exteriores del Partido Demócrata Cristiano Sueco, con el objetivo de traer financiamiento al minúsculo y contrarrevolucionario Movimiento Cristiano Liberación, que presidía Oswaldo Payá, uno de los fallecidos en el accidente; y de asesorar la constitución de una organización juvenil asociada a este. Con ese propósito, el diputado del PP, Presidente de Nuevas Generaciones, miembro del Comité Ejecutivo Regional del PP y ex Asesor de Aznar, Pablo Casado Blanco, había instruido a Carromero ponerse en contacto con la española Cayetana Muriel Aguado, residente en Suecia y también del Partido Demócrata Cristiano Sueco, de la que recibió instrucciones, el dinero a entregar y un teléfono celular programado con los números necesarios. Posteriormente, Carromero contactó al sueco Modig mediante Facebook y luego se conocieron en un restaurante madrileño.

Modig ya nos había visitado en el 2009 con similares propósitos, bajo instrucciones de Víctor Olmedo Capdepon, dirigente del Partido Demócrata Cristiano Sueco y Redactor en Jefe de la revista contrarrevolucionaria "La Primavera de Cuba", radicada en Estocolmo y financiada por el Centro Internacional Demócrata Cristiano Sueco.

Habiendo entregado el dinero al destinatario y asesorado la creación del grupúsculo juvenil, se dirigían a Santiago de Cuba con propósitos similares cuando ocurrió el accidente.

Los dos ciudadanos extranjeros recibieron asistencia consular. El español Ángel Carromero Barrios se encuentra instruido de cargo por homicidio en ocasión de conducir vehículo por la vía pública. Al sueco Jens Aron Modig se le permitió retornar a su país, pese a las actividades ilegales que realizó y a la violación de su estatus migratorio.

La operación descrita es una más entre muchas organizadas desde Miami, fundamentalmente, y también desde Madrid y Estocolmo.

Durante el pasado mes de marzo, días antes de la visita del Papa Benedicto XVI, ocho jóvenes mexicanos viajaron como turistas a territorio cubano, con el objetivo de incitar al pueblo a protestar en las calles y a tomar iglesias, distribuir volantes y crear desórdenes en las actividades del Sumo Pontífice.

Cuatro de ellos fueron detenidos, los que reconocieron haber sido pagados, entrenados e instruidos por Orlando Gutiérrez Boronat, del Directorio Democrático Cubano, de Miami, para llevar a cabo esa operación de abastecimiento y propaganda. Informaron además que el jefe del operativo en México fue René Bolio Hollarán, exSenador suplente del Partido de Acción Nacional (PAN), vinculado estrechamente a cabecillas de la mafia de la Florida.

Anteriormente, se había habilitado el sitio de Facebook "Por el Levantamiento Popular en Cuba", que registra 13 proyectos para promover la "desobediencia civil".

Uno de los planes de la organización abiertamente contrarrevolucionaria "Raíces de Esperanza" es el envío de más de 10 mil celulares para promover acciones contra el sistema político cubano.

Este año, se conoció la incitación mediante un servicio denominado "WoS", que posibilita el acceso a sitios web con información sobre lo acontecido en el Medio Oriente, a desarrollar aquí "levantamientos populares" de corte similar.

Otros programas han estado dirigidos a fabricar eventuales líderes de "oposición", proporcionándoles acceso a Internet, a las redes sociales, computadoras y variados medios técnicos, con manifiesto propósito político, en contraste con la aplicación del bloqueo en el área de las telecomunicaciones.

En la propia sede de la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana, con abiertos propósitos subversivos, se facilitan miles de horas de conexión ilegal a Internet y se imparten cientos de horas de cursos conspirativos, en abierta violación de las leyes nacionales y de la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas.

Hay copiosa evidencia de que el gobierno norteamericano sigue la política de "cambio de régimen" en nuestra nación, mediante el bloqueo económico, político y mediático y la subversión.

Solo entre el 2009 y el 2012, el Departamento de Estado y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) han recibido un presupuesto público de 75 millones de dólares para programas subversivos contra Cuba.

Otras agencias e instituciones norteamericanas y europeas canalizan fondos con idénticos objetivos: el Instituto Nacional Demócrata (NDI); el Instituto Republicano Internacional (IRI); la Fundación Nacional para la Democracia (NED); la Fundación Nacional Cubano Americana (FNCA); Solidaridad Española con Cuba; el Grupo "Prisa"; la Federación Española de Asociaciones Cubanas; el Instituto Democrático Europeo (EDI); "People in Need"; el Centro para la Apertura y Desarrollo de América Latina (CADAL) y la Fundación Panamericana para el Desarrollo (FUPAD); entre muchas otras, sin contar los millones en fondos secretos que los servicios de inteligencia, como la CIA, dedican a la subversión contra Cuba. Con toda razón, el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, General de Ejército Raúl Castro Ruz, durante la clausura del IX Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular, el 23 de julio, expresó que "Estados Unidos no cesa en su afán de formar una quinta columna en suelo patrio y en el empleo de novedosas tecnologías con fines subversivos".

Los grupos más reaccionarios y violentos de Miami no cejan en sus propósitos de incitar al pueblo a la "rebelión" contra el gobierno que, libre y soberanamente, ha elegido. Sueñan con desestabilizar el país, crear condiciones para repetir lo ocurrido en Libia o Siria y provocar una intervención militar norteamericana.

En el informe al VI Congreso del Partido, Raúl había advertido que lo que nunca haremos es negarle al pueblo el derecho a defender a su Revolución, puesto que la defensa de la independencia, de las conquistas del socialismo y de nuestras plazas y calles, seguirá siendo el primer deber de todos los patriotas cubanos".

Como exclamara Martí, "la razón es nuestro escudo".


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando