El Revolucionario

Portada > América > Ecuador > La OEA se echa en brazos de Alicia

La Plataforma Hispánica, más lejos

La OEA se echa en brazos de Alicia

Los integrantes de la OEA se refocilan sin rebozo con los espiritualismas mahometanos

Domingo 13 de septiembre de 2009, por ER. Quito

La OEA ha anunciado su intención de formar parte de la Alianza de Civilizaciones, la aliciesca iniciativa vislumbrada en los jardines de la ONU por el krausista español José Luis Rodríguez Zapatero en 2005 y cuyo principal aliado es uno de los históricos enemigos de España: Turquía. El principal objetivo de este delirio es “crear un espacio de entendimiento” entre occidente y el mundo islámico, o lo que es lo mismo, dar cancha al espiritualismo incorpóreo mahometano situado en las antípodas del materialismo

La lista de afectados por la Alianza de Civilizaciones se extiende ya a 84 países y 17 organizaciones internacionales. Entre esos países se encuentran Argentina, Brasil, Chile, Costa Rica, El Salvador, México, Perú y Uruguay. Es ahora cuando la OEA, según ha manifestado su secretario general, José Miguel Insulza, ha decidido integrarse en este estúpido proyecto. Insulza, sin rubor, ha manifestado su infantilismo en estos términos:

«En las naciones de este planeta puede existir una forma de convivencia y entendimiento civilizado en la medida en que aprendamos a tolerarnos mutuamente y a respetar la diversidad de cultura, de raza, de género, de opinión».

La decisión adoptada por estos relativistas y fundamentalistas democráticos el pasado 11 de septiembre, se basa, al parecer, en la coincidencia de estos tres aniversarios: los atentados del 11 de septiembre de 2001 en EE.UU., el golpe militar en Chile en 1973 y la firma de la Carta Democrática Interamericana en 2001.

JPG - 52.1 KB
Insulza ve la luz aliciesca

Desde El Revolucionario, no podemos sino lamentar semejante dislate, que obstaculiza la construcción de la Plataforma Hispánica por la que abogamos. La integración de la OEA en este alucinado club, por otro lado, parece afianzar las veleidades que algunos países hispanos, gravemente aquejados de la nefanda Leyenda Negra y de un burdo antiamericanismo, mantienen con esta herejía incompatible con toda corriente izquierdista. El sesgo derechista del llamado Socialismo del Siglo XXI parece imparable.


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando