El Revolucionario

Portada > América > Venezuela > 12 de Octubre: dialéctica de nebulosas ideológicas

¿Día de la raza? ¿Día de la Hispanidad? ¿Día de la resistencia indígena?: ¡señores: hay que definirse!

12 de Octubre: dialéctica de nebulosas ideológicas

Hugo Chávez alimenta desde Venezuela y desde un armonismo metafísico lamentable la confusión ideológica a niveles superlativos

Martes 14 de octubre de 2008, por ER. Maracaibo

Se condena en bloque el pasado cuando no se logra diferenciarse de él, o al menos cuando las diferenciaciones son de carácter secundario y se agotan por lo tanto en el entusiasmo declamatorio. Antonio Gramsci

El pasado 12 de octubre, el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Frías, en el acto de inauguración de la primera etapa del acueducto Winka, en San Rafael del Moján (situada en el importante estado petrolero de Zulia), quiso celebrar con “comunidades originarias” el llamado “Día de la Resistencia Indígena”.

Éste es el nombre que en Venezuela y Bolivia se le ha querido dar recientemente a esta fecha, oponiéndose así a lo que en otros países es llamado el “Día de la Raza" o el “Día del Descubrimiento". En la misma zona, inauguraba también la Escuela Técnica Agropesquera Indígena Kanuye Añu.

Desde allí, exigió a los gobiernos de Europa y al Vaticano “pedir perdón” por el “genocidio” llevado a cabo en tierras “indoamericanas” desde 1492. Con su habitual retórica, interpeló a los asistentes:

"¿Díganme ustedes si eso es colonización, civilización, culturización, evangelización? ¡Masacre! ¡Genocidio! ¡Hay que denunciarlo con nombre y apellido! Hay que decirlo a los cuatro vientos. ¡Aquí hubo un genocidio, una masacre!"

Criticando cualquier tipo de celebración hispánica, en el mismo acto público manifestó además que:

"Los gobiernos europeos [...] siguen hablando del Descubrimiento de América. Y ustedes verán que hoy, en muchos países de este continente, lamentablemente todavía se siguen viendo actos de rigurosa pompa y corbata, y tocan los himnos nacionales, y le ponen flores a los libertadores. Y vienen el embajador de España y Portugal a dar discursos. O representantes a decir: ’¡Qué maravilla, vamos a celebrar el descubrimiento de América!’ "

Tras elogiar al gobierno de Bolivia por su lucha indigenista, exhortó a los demás gobiernos de América Latina –porque así se refiere el presidente venezolano a Iberoamérica, sin siquiera sospechar que la alusión a una presunta unidad “latina” fue una estrategia expansionista francesa que quiso comenzar en México en el siglo XIX- a "hablar de la verdad" [sic] y a reencontrarse con lo que son, según él, todas las “raíces latinoamericanas”: la blanca, la negra, la india y la asiática. De este modo, el presunto revolucionario, bolivariano y socialista, hace coincidir la “verdad” histórica con una enumeración acrítica de componentes raciales.

En alusión al derribamiento en 2003, en Caracas, de algunas estatuas de Cristobal Colón, Hugo Chávez aclaró que no estaba promoviendo desórdenes públicos.

JPG - 55.4 KB
El imperialismo contemporáneo tiene múltiples tácticas para perpetuar la división de la América Latina. Una de ellas es la hipertrofia del tema indigenista: Jorge Abelardo Ramos

El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando